Leave a comment

Un Papa como Nosotros

551963_10151815751357571_1054735500_nLa semana pasada, el miércoles 13 de marzo, fue elegido Jorge Mario Bergoglio como sucesor de San Pedro. Este evento se vivió intensamente en el seminario. Creo que será una gran experiencia que podré contar a mis feligreses en el futuro. Pero antes de que llegue aquel momento, les narro a ustedes, queridos hermanos, esta experiencia.

Yo me encontraba visitando a un amigo en su cuarto. Él tenía en su computadora la transmisión en vivo desde el Vaticano. Salimos brevemente, y cuando volvimos, vimos que la chimenea echaba humo blanco. Fue una gran sorpresa; no nos esperábamos un nuevo papa sino hasta dentro de algunos días. Salí por todo el pasillo gritando “Habemus Papam”, y salieron varios sorprendidos, igual que nosotros.

Nos juntamos todos, seminaristas, profesores, y algunos monjes, en un salón destinado a reuniones sociales. Allí proyectamos la transmisión, cuando anunciaron que el nuevo papa era el Cardenal latinoamericano Bergoglio, quien había elegido el nombre de Francisco. Una mezcla de sorpresa y tremenda alegría se dejó sentir en cada uno de nosotros, y el salón estalló en un gran aplauso. La alegría fue tal, que el vicerrector del seminario convocó a un partido de fútbol en honor del papa argentino.

Esa tarde, cuando revisaba las redes sociales, vi que estaban tapizadas con el nombre de Francisco. Pero hubo una publicación que llamó mi atención de una manera especialísima. Una amiga publicó: “¡Un papa como nosotros!”. Esta frase hizo eco en mi cabeza. Es cierto, Francisco es un papa como nosotros. No solo porque es latinoamericano, sino por todo lo que esto conlleva. Es alguien que ha experimentado las dificultades que se viven en el continente. Es alguien que toma el autobús, que camina a la Iglesia, que disfruta el fútbol, que paga sus deudas, que asiste a misa con los demás trabajadores, que lava los pies de los pobres y de los presos, que vive humildemente… Hermanos, alegrémonos, ¡pues tenemos un papa como nosotros!

Advertisements

About Ivan

I'm a seminarian of the Diocese of El Paso. I grew up in Chihuahua, Mexico, and moved to El Paso, TX, when I was 15 years old. I have discovered that loving and serving the Lord is the best decision one can make in one's life. Soy un seminarista de la Diócesis de El Paso. Crecí en Chihuahua, México, y me mudé a El Paso, Texas, cuando tenía 15 años. He descubierto que amar y servir al Señor es la mejor decisión que se puede tomar en la vida.

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out /  Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out /  Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out /  Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out /  Change )

w

Connecting to %s

%d bloggers like this: